Tostadoras para castañas

¡Ah, el otoño! Cuando avanzamos en esta estación, ya acercándonos al invierno, pocas cosas hay más típicas que las castañas asadas, o tostadas. Es tradición comprarlas en la calle y comérnoslas de camino a casa en un cucurucho de papel, pero también podemos disfrutar de ellas comprándolas a granel y tostándolas en casa. Para ello lo ideal es contar con una tostadora para castañas, y en este artículo vamos a hablar de ellas.

Pero como sabemos que no todo el mundo tiene uno de estos aparatos en casa, también vamos a hablar de otras maneras de asar las castañas que nos pueden hacer el apaño en estas ocasiones.

En general, podemos dividir los diversos métodos para tostar castañas en estos 4 grandes grupos:

  • Las tostadoras de castañas manuales y rotatorias.
  • Las tostadoras de castañas eléctricas.
  • Las sartenes castañeras.
  • Aprovechar otros aparatos (no específicos para castañas) que ya tengamos en casa.

La mejor tostadora para castañas eléctrica

Las tostadoras de castañas eléctricas son nuestra opción recomendada por comodidad y por rapidez: no necesitas tener la cocina cerca ni depender de un fuego para usarlas, ya que traen su propia fuente de calor incorporada.

Básicamente son como una sartén castañera (de las que hablaremos luego), pero con la fuente de calor incorporada debajo.

Nuestra tostadora de castañas favorita es este modelo PKM-700 de la marca alemana Silva. Tiene 600 watios de potencia y un termostato regulable que nos permite jugar con distintas temperaturas y así aprovecharla también para cocinar otros alimentos (no solo castañas).

Su modo de empleo no puede ser más sencillo: introduce las castañas en el recipiente, selecciona la temperatura que prefieras, y ponla en marcha. Deberás vigilar las castañas y removerlas de vez en cuando hasta conseguir que alcancen el punto justo de tostado que estés buscando.

Tostadora de castañas eléctrica Silva PKM-700
  • Potencia calorífica de 600 W
  • Un verdadero multitalento – para tostado de maroni, jamón palado, carne a la parrilla o verduras tostadas
  • Termostato regulable
  • Placa reversible (estriada y lisa)
  • Fácil de limpiar

Otros ejemplos de tostadoras de castañas eléctricas pueden ser estos:

Las 5 mejores sartenes para castañas

Y por último tenemos el artefacto más clásico, que son las sartenes castañeras de toda la vida. Son sartenes normales, pero con agujeros en la base para que las brasas alcancen de manera directa la piel de las castañas.

Este método de asar castañas con una sartén castañera es el más fiel y el que mejor resultado nos va a dar. Además, las sartenes para castañas son realmente económicas.

Sin embargo, tienen el inconveniente de que no te van a servir para cocinar ninguna otra cosa que no sean castañas, y además solo las podrás usar con una lumbre o fuego de verdad, ya que los agujeros están pensados justo para que las llamas toquen directamente al fruto.

Si te animas a comprar una, aquí tienes las 5 mejores sartenes para castañas en Amazon a día de hoy:

Otras formas de tostar castañas en casa

Para asar castañas en casa, a veces no es necesario comprar un aparato o un instrumento específico para tostar castañas. Si no es algo que hagamos a menudo, no tiene sentido hacer una inversión adicional, y podemos intentar apañarnos con otros electrodomésticos que tengamos en casa.

Asar castañas en una sartén convencional

La primera opción que se nos suele venir a la cabeza es la de tostar las castañas en una sartén normal.

Si has leído la guía completa, habrás visto que las sartenes castañeras se caracterizan por tener agujeros en la base, de modo que el fuego alcance directamente a la castaña. En una sartén normal esto no será posible, pero podrás obtener un resultado parecido.

Tan asegúrate de pelar o rajar las castañas primero (para que no exploten) y cubre toda la base de la sartén con las castañas, sin que se amontonen, a fuego medio. El tiempo será el que tú quieras, según cómo de tostadas te gusten… pero no te recomendamos menos de 20 minutos.

Eso sí: como punto negativo ten en cuenta que la cocina seguramente se te va a llenar de humo. Recomendamos buena ventilación, y utilizar la campaña extractora.

Utilizar un tostador de café para asar castañas

Los tostadores de café son un aparato muy parecido a los tostadores de castañas: funcionan por circulación de aire, y el resultado a la hora de tostar castañas puede ser similar. El único problema, sobre todo si eres purista del café, es que no deberías usar el mismo tostador para asar distintos granos o productos (por aquello de no mezclar aromas).

Si quieres probar a tostar castañas con un tostador de café, puedes comenzar por uno de los siguientes aparatos:

Tostar castañas en una freidora de aire

Se pueden tostar castañas en una freidora de aire sin ningún problema. Tan solo debes tener en cuenta dos cosas:

  • Rajar las castañas para evitar que revienten.
  • No amontonarlas sobre la base (que cubran la cesta, pero que no queden unas encima de otras).

Para asar castañas en una freidora de aire, recomendamos comenzar por una programación de 20 minutos y 200º C. A partir de ahí, debes ir ajustando los tiempos o las temperaturas en función de tus gustos. En estas lides, la práctica te dará la sabiduría.

¿Se pueden asar castañas en un microondas?

Una solución muy socorrida es la de tostar las castañas en el microondas (o en el horno grande, aunque eso nos parece un gasto excesivo a no ser que vayas a hacer una gran cantidad de castañas al mismo tiempo).

Para tostar las castañas en el microondas, debes vigilar muy bien la cuestión del tiempo: es más probable que se te quemen o que exploquen las castañas que con cualquier otro método de los que hemos visto.

Las cifras dependen sobre todo de la potencia del microondas que tengas en casa, pero sea cual sea la cantidad de castañas que hagas, nosotros recomendamos empezar por un tiempo reducido (pongamos, un minuto) y a partir de ahí ir aumentando de poco a poco hasta dar con el punto exacto que te gusta.

Por supuesto, una alternativa válida y de resultado muy similar es la de usar un horno tostador. Si tienes uno en casa, es una buena manera de aprovecharlo con nuevos usos.

Hacerse un tostador de castañas casero (opción para manitas)

Por último aquí os dejamos la alternativa laboriosa, solo apta para los más manitas de la casa. No es difícil hacer un tostador de castañas casero si tienes a mano los materiales adecuados, pero es importante que entiendas primero cómo funcionan los tostadores de castañas manuales, y segundo que veas este vídeo para que te sirva de guía durante el proceso:

Bonus: si vas a tostar castañas en casa también necesitas estas pinzas para abrir castañas

Una cosa que siempre, siempre, SIEMPRE debes hacer cuando vayas a tostar castañas, sea cual sea el método y el instrumento que uses, es abrirlas o cortarlas (por ambos lados si es posible). De otro modo, con el calor la cáscara externa de la castaña se hinchará y acabará explotando.

Este paso previo suele ser el más laborioso y el que más tiempo nos lleva a la hora de asar unas castañas en casa. Y una buena manera de agilizarlo es utilizar uno de esos abridores de castañas. Son unas pinzas muy similares a los cascanueces, pero específicas para abrir castañas. A nosotros nos parece un utensilio imprescindible si tuestas castañas en casa a menudo.

Si pulsas en cualquier enlace de esta página y haces una compra, nosotros ganamos una comisión sin coste adicional para ti. Así financiamos nuestros desayunos. Última actualización de precios: 2022-12-03.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *